Cometemos errores, ¿y?

Crecimiento Personal

Cometemos errores, ¿y?

FacebooktwitterlinkedinmailFacebooktwitterlinkedinmail

¡Hola!

Un error es un concepto equivocado o falso juicio; acción desacertada o imprecisa; cosa hecha erradamente y toda valoración que contraviene el criterio que se reconoce como válido. Esto es solamente, según la Real Academia de la Lengua Española. Sin embargo, ¿no le ha sucedido que la ha liado y se siente como un perro? O peor aún, ¿que lo hacen sentir como uno?

En los centros educativos, los trabajos y las empresas la norma es enfocarnos en métricas convencionales de éxito, según las cuales presentarnos como una imagen de perfección es lo ideal.

El poder del «no éxito»

En el Smith College, universidad privada femenina ubicada en Northampton, Masachusetts y fundada en 1871, tienen un programa que me ha dejado fascinado. Se llama «Equivocándonos Bien» y se trata de compartir abiertamente las peores caídas o errores que se han cometido y crecer como personas a partir de allí.

Mostrar y compartir el no éxito es algo totalmente disruptivo. Se practica para desestigmatizar el fracaso producto de los errores que cometemos y permitirnos sentirnos mejor.

Al ingreso de las estudiantes se les otorga el «Título de Fracasado»; una especie de permiso para dar un patinazo y caerse. Textualmente dice:«Te encuentras autorizado por el presente certificado a equivocarte en una o más ocasiones, a caer en una relación de amistad, en redacciones, exámenes, actividades extra curriculares…y sin embargo seguirás siendo un muy valioso y excelente ser humano«. ¡WOW! Quiero uno así para ponerlo en mi oficina y presentarlo con orgullo. ¡Creo que lo tengo bien ganado!

Cambiar la visión sobre el fracaso busca que podamos enfrentar derrotas básicas que vienen con la vida y que podamos reconocernos como lo que somos, seres imperfectos. De esa manera podemos pedir humildemente ayuda y tomarnos un poco más de riesgos.

Debemos saber enfrentar las derrotas básicas que vienen con la vida y que nos permiten reconocernos como lo que somos, seres imperfectos Click To Tweet

Licencia para ser imperfectos

Tenemos la necesidad de aprender habilidades para el buen vivir. Por extraño que parezca, hoy en día carecemos de la suficiente inteligencia para enfrentar el fracaso. De ahí los aumentos en la depresión, la ansiedad, el estrés cotidiano, los gastos elevados en consultas al psiquiatra y las adicciones a los psicotrópicos.

Es preciso trabajar fuerte en nuestras habilidades blandas, que son aquellas que tienen que ver más con cómo nos relacionamos para hacer que las cosas sucedan por encima del conocimiento que tengamos para hacer las cosas.

No es válido vivir siguiendo la expectativa de que debemos ser exitosos y tener un viaje sin tropiezos en todos los ámbitos de la vida. Simplemente son demasiados ámbitos: físico, familiar, profesional, religioso, espiritual, económico, laboral, emocional, material y social. Comprender que la vida no es así de perfecta es una sabia decisión.

Sencillamente aceptémonos como seres imperfectos y alentémonos a nosotros mismos para aprender de los errores y apoyarnos en el fracaso. Es un error el que siempre tratemos de esconder nuestras fallas y estupideces, más aún si no han habido malas intenciones.

Si alguien desea compartir un café me llama, ¡yo invito! Abrazos.

Comentarios (11)

Agregar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× 4 = 32


¿Quiere que le avisemos cuando publico una nueva entrada? Solo debe llenar el formulario adjunto con su nombre y correo electrónico. Le llegará un mail para confirmar su solicitud. Siga las instrucciones y ¡listo! Muchas gracias y un fuerte abrazo.

  • This field is for validation purposes and should be left unchanged.

© Rodolfo Cruz Naranjo 2020