La gente no cambia solo porque usted quiera

Liderazgo

La gente no cambia solo porque usted quiera

FacebooktwitterlinkedinmailFacebooktwitterlinkedinmail

¡Hola!

Hoy quiero compartir una idea sobre el sentido del éxito, que saltó en mi mente luego de estar con mis alumnos en el curso de Liderazgo. Todos buscamos el éxito sin reconocer que, con seguridad, ya lo hemos alcanzado en algún momento de la vida.

Como líderes podemos llegar al éxito cuando logramos impactar en otros, que nos aprecien de manera honesta y sincera, se sientan a gusto con el trabajo que realizamos y, ante todo, que se sientan bien con ellos mismos. Que su concepto sobre sí mismos y su autoestima se eleven.

El éxito significa «salida». Es salirse de uno mismo y entregar lo importante, tiempo y energía, para hacer y marcar una diferencia positiva en los demás.

El éxito es salirse de uno mismo y entregar lo importante, tiempo y energía, para hacer y marcar una diferencia positiva en los demás Click To Tweet

Antes de salir de nosotros mismos y poner a los otros en primer lugar debemos tener claro que nadie cambia a los demás: ¡nadie! Para lograr que las personas se sientan con significado, y así alcanzar nuestro éxito, debemos entender de una vez por todas que ayudar a su crecimiento no implica tratar de cambiarlas, a pesar de nuestras mejores intenciones.

No intente cambiar a los demás

«No sea necio, yo soy así». Esta fue la respuesta de una alumna a un compañero quien, con buenas intenciones, le recomendó un cambio en su actitud que podría haberle ahorrado muchos dolores de cabeza con su jefe inmediato. El consejo desembocó en un intercambio de opiniones, dado que el consejero olvidó la premisa de no intentar cambiar a las personas.

La gente no cambia porque uno quiere que lo haga. Las personas cambian porque así lo desean y se da solamente cuando están listas para hacerlo.

La única persona a la que podemos cambiar es a nosotros mismos, por eso el desarrollo del liderazgo es complicado: nunca creemos que tengamos que analizarnos y perfeccionarnos. El liderazgo propio siempre es primero, sin él no podemos inspirar a los demás. Alcanzar la sabiduría es una labor continua que no acaba. Para examinar a otros debemos habernos examinados de previo a nosotros mismos. No se puede dar lo que no se tiene.

El cambio personal implica, en materia de liderazgo, aprender a poner las necesidades de los demás por encima de las nuestras y que sus deseos nos interesen más que los nuestros.

Buscar influenciar y no cambiar

Si logramos cambiar nosotros mismos podremos influenciar a otros. Influenciar, no cambiar. Para tener éxito en esto la persona a la que queremos impactar debe desear ese cambio y nosotros lo que necesitamos es ser fuente de credibilidad.

Un programa espectacular que respeto mucho es el sistema de los 12 Pasos de Alcohólicos Anónimos. Nadie mejor que un alcóholico que ha superado la adicción para influenciar a un nuevo miembro que desea sobreponerse a esta condición.

Necesitamos liderar desde nuestra experiencia para impactar y motivar el cambio. No hay nada que motive más, que brinde más esperanza y credibilidad, como alguien que estuvo en el mismo lugar o situación y que ha llegado a tener éxito. Ahí es donde encontramos un terreno común.

La nota perfecta no se logra con las experiencias o las decisiones. Debemos cambiar nuestra forma de mirar la vida, transformar nuestras actitudes y dar claridad a nuestros motivos. No permitamos que el paso de los días se trate solo de nosotros. Esto nos impide marcar la diferencia y guiar a otros.

Si queremos ser líderes efectivos tenemos que poner a los demás en el primer escalón de nuestras prioridades.

Abrazo sincero desde La Guácima, donde me tomo un excelente café y se me trata con cariño.

Comentarios (4)

Agregar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


¿Quiere que le avisemos cuando publico una nueva entrada? Solo debe llenar el formulario adjunto con su nombre y correo electrónico. Le llegará un mail para confirmar su solicitud. Siga las instrucciones y ¡listo! Muchas gracias y un fuerte abrazo.

  • This field is for validation purposes and should be left unchanged.

© Rodolfo Cruz Naranjo 2020