¿Tiene miedo? ¡Yo también! ¿Qué hacemos?

Crecimiento Personal

¿Tiene miedo? ¡Yo también! ¿Qué hacemos?

FacebooktwitterlinkedinmailFacebooktwitterlinkedinmail

¡Hola!

Que días estamos pasando ¿verdad? Inimaginables. No nos esperábamos esta pandemia, por lo que son tiempos muy dolorosos e inciertos. Es natural sentirse estresado e inquieto. Los sentimientos que afloran en nuestras mentes y que provocan estragos en nuestros cuerpos de seguro tienen que ver con la angustia. Y ella es la puerta abierta al miedo.

¿Qué es el miedo y cómo nos afecta?

Este (el miedo) se define como una emoción que se caracteriza por una intensa sensación de dolor provocada por el sentimiento de peligro, real o no, presente o futuro (o incluso pasado). Es parte de nuestro arsenal básico de supervivencia que se produce en respuesta a algún estímulo específico y la conducta habitual es huir de él.

Miedo tenemos del hoy y ni que decir del mañana. Este se origina en la incertidumbre, en el no saber que va a pasar en un escenario que cambió nuestra vida de un día para el otro, y que, parece que lo sigue haciendo hora a hora, minuto a minuto. Nos preocupa enfermarnos, perder el trabajo, las noticias nos bombardean con muerte, estadísticas de contagios, recesión económica y para terminar estamos alejados de nuestras familias, amigos y colegas.

El no tener control nos muestra que poca cosa somos y la arrogancia que nos rodeaba. Pensábamos que podíamos hacer y deshacer, y sin embargo un enemigo invisible nos ha mostrado la verdad. Tanto que creíamos saber de la vida, del mundo y ni siquiera nos conocemos, porque de haber sido así esta realidad no nos asustaría y esto nos enoja.

Y ello no es más que la muestra de lo tontos que somos al creernos conocedores y seguros de nuestras capacidades. Por ello, propongo que despertemos nuestros sentidos y seamos muy sensatos. Debemos abrir los ojos y el corazón, y ante todo no dejarnos llevar por la ignorancia y la indiferencia en estos días.

¿Qué hacer entonces? ¡Lo correcto!

Propongo que tomemos aire y nos relajemos un poco. Recordemos que esperar a que se aclaren los nublados del día ha sido una buena estrategia para tomar acciones correctas en muchas otras situaciones.  Ante todo debemos defender la salud y la vida de nuestra familia, nuestros vecinos y amigos. Y con ello estaremos protegiendo la de muchos otros. No es un acto egoísta, es todo lo contrario, es la definición propia del liderazgo: servicio a los demás.

¿Cómo enfrentar el miedo para poder actuar racionalmente y salir adelante?

Con mi poca inteligencia, creo que solamente con fe y esperanza. Y aquí me tomaré una libertad religiosa, que espero que me puedan perdonar quienes no sean católicos, lo hago con el mayor de los respetos hacia todos los credos.

El diccionario de la Real Academia Española define la fe como la creencia que se da a algo por la autoridad de quien lo dice. Por otro lado, la cita de Hebreos 11:1 tiene una de las definiciones más bellas que he escuchado: «Es, pues, la fe la certeza de lo que se espera, la convicción de los que no se ve».

El punto es que, sea usted una persona religiosa o no, tenga el credo que tenga, lo correcto es esperar por tiempos mejores. Con certeza llegarán! Reflexione, ore o medite según le parezca mejor, y reconéctese con la esperanza, piense en que todo saldrá bien y encontraremos nuevas formas de vivir una vez que el COVID sea controlado.

Un saludo a la distancia (ya regresarán los tiempos de grandes abrazos),

Rodolfo Cruz Naranjo

Comentarios (14)

  • Hola Rodolfo

    Sentir miedo 😳, es cierto y no nos gusta aceptarlo abiertamente y menos públicamente.

    100% de acuerdo con vos. El siguiente paso es no paralizarnos. Debemos avanzar y reinventarnos.

    Ahora debemos aplicar los conocimientos que tenemos, complementarnos con nuevas destrezas y continuar mejorando.

    Reinventarnos… se dice fácil, mas materializarlo requiere esfuerzo, concentración, dedicación y sobretodo pasión por lo que hacemos.

    Gracias por este artículo.

  • Hola!
    Volver mis ojos a Dios en humildad, reconociendo, como decías; que no tengo control de nada, pero Él sí y Él me ama, nos ama! Eso es lo que me ha ayudado a tener paz e ir entendiendo el propósito de esta situación en mi vida, la cuál me ha ido transformando (para bien), poco a poco.
    Gracias por compartir! Un saludo!

  • Juan Carlos Fernández Montero

    Hola Rodolfo.
    ¡Que el miedo no nos paralice! y saque lo mejor de nosotros para ponerlo al servicio de los demás, seamos creativos, seamos audaces, seamos más humanos y empáticos ahora que lo invisible nos ha aleccionado y dado una dosis de humildad.
    Virtual abrazo, nos vemos.

    • Juanca,

      Saludo fuerte a la distancia. Espero que esta situación nos mueva para buscar como dices, la humildad (contraria a la soberbia), es decir aquella virtud que podemos activar para reconocer nuestras habilidades, cualidades y capacidades, y aprovecharlas para hacer el bien a los demás.

      Me gusto lo de «virtual abrazo»….pero un día de estos uno de verdad…

  • Luis Fernando Delgado

    Comparto plenamente que hemos sido desnudados en el hecho de que nos creíamos los señorones en control de absolutamente todo, y ahora llega algo tan pequeñito, invisible a nuestros ojos, y nos saca violentamente de aquella zona de confort en la que nos encontrábamos, y tiene al planeta entero temblando, y eso nos asusta, y nos asusta muchísimo, porque si hay algo que de miedo, es la incertidumbre de lo que puede pasar, y sobretodo, la impotencia que sentimos al no poder hacer nada al respecto.
    Pero para los que tenemos Fe, nos queda la esperanza de Dios, y la promesa de Jesús, de que pidamos lo que queramos en su nombre, y el Padre nos lo concederá.
    Así que con rodillas en tierra, te pedimos Oh Padre Celestial, que nos protejas de este mal, a todos nosotros y a nuestras familias. Y que muy pronto, ese mal se vaya de nuestro querido país y del mundo entero. Amén

  • José Carrillo Naranjo

    Hola Primo Rodolfo
    Excelente el comentario, La Fé es la medicina que necesitamos para vencer el miedo en tiempos de adversidad y en especial esta que estamos viviendo. Tenemos que poner nuestra mirada en Dios, para tener la Fé de esperanza que todo va cambiar para bien de la humanidad, esperando que al final de esta pelicula covid-19, aprendamos que todos somos iguales y que todos nos necesitamos, para iniciar un nuevo proceso para empezar a reconstruir un mundo mejor para las nuevas generaciones, un Abrazo

  • Porfiro matarrita campos

    Buenas tardes mi amigo Rodolfo, yo con toda humildad y respeto les comparto mi experiencia en todo este proseceso incierto de malas noticias, donde todos los días nos hablan de contagios de muerte y de todas las demas implicaciones que conllevan todo esto. Tu apuntaste en un pasaje muy interesante aserca de la fe en quien en el creador de todas las cosas y ese creador me da muchas promesas cuando nos refugiamos en el; voy a compartir dos de ellas: salmo 34 4 busque a el señor y el me respondio y me libro todos mis temores isias12 2 Dios es mi salvacion confiaré en el.

  • Así es! Excelente punto de vista.
    El miedo es algo inherente al ser humano.
    Debemos aprender a reconocerlo pero ante todo debemos ser positivos ante la adversidad, debemos aprender a escucharla para aprender a sobrellevarlo.

    Esta situación que enfrenta el planeta entero quizás sea la llamada de atención que la misma naturaleza nos pone sobre la mesa para sentarnos y analizar cada uno lo que realmente importa en este único lugar que tenemos para vivir – El Planeta Tierra-.

    Esta situación ha puesto de rodillas a todos desde el país más rico hasta el más pobre. Un microscópico ser vivo fue más fuerte que las armas más letales que el ser humano ha creado. Al final nos demuestra lo frágiles que somos y nos alerta a redireccionar nuestra visión de vida.

    • Mario,
      Gracias por tu comentario tan acertado. Cuanta razón tiene!!! Esperemos que nuestra forma de vivir a vida cambie y que ese cambio sea para servir a los demás y ser mejores personas.

      Abrazo a la distancia

  • Saludos don Rodolfo,

    Estupendo blog, creo que a muchos nos vienen muy bien estas palabras de aliento en esto momentos tan complejos y poco esperados, el tener presente que somos [email protected] quienes nos sentimos preocupados, con miedo, en un entorno de mucha incertidumbre nos hace saber que no estamos [email protected] en este proceso.

    Ojala que esa paz y serenidad llegue a la mayoría de las personas y nos permita a todos superar este reto que la vida ha puesto en nuestro camino.

    Gracias!

    • Leinner

      Que grato saber de vos. Se te recuerda con aprecio. Espero que todo marche bien! La vida es buena con quienes la viven sirviendo a los demás. No me cabe duda alguna que saldremos adelante fortalecidos.

      Abrazo y cuando quieras un café (y se pueda) me avisas.

Agregar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

29 − 21 =


¿Quiere que le avisemos cuando publico una nueva entrada? Solo debe llenar el formulario adjunto con su nombre y correo electrónico. Le llegará un mail para confirmar su solicitud. Siga las instrucciones y ¡listo! Muchas gracias y un fuerte abrazo.

  • This field is for validation purposes and should be left unchanged.

© Rodolfo Cruz Naranjo 2020